Una partida de campo (crítica)

Qué gran invento el columpio

Como nueva forma de expresión, el cine ha estado profundamente ligado desde sus inicios a otras artes. La fotografía y el teatro son quizás las influencias más evidentes, pero no es menos cierto que otras disciplinas, como la pintura, también han ayudado a moldear la particular naturaleza cinematográfica. Se pueden observar claros paralelismos entre L’arrivée d’un train à La Ciotat [Llegada de un tren a la estación de La Ciotat, (Hermanos Lumière, 1895)] y el cuadro de 1875 Train dans la neige de Claude Monet, uno de los padres del impresionismo. El musical An American in Paris [Un americano en París, (Vicente Minnelli, 1951)] es todo un homenaje a este estilo pictórico. Y nadie puede negar la sugestión creadora de las obras de Edward Hopper en cineastas de la talla de Howard Hawks, Wim Wenders o David Lynch.

Quizá el ejemplo más obvio de esa unión entre el cine y la pintura pueda encontrarse en la cinematografía de Jean Renoir, hijo del artista impresionista Pierre-Auguste Renoir. La profunda admiración del realizador por el trabajo de su padre estuvo presente en la práctica totalidad de su filmografía, pero nunca llegaría a ser tan manifiesta como en el mediometraje Partie de campagne (Una partida de campo, 1936). El propio Jean Renoir afirmaría al respecto:

Si ciertos paisajes y el vestuario pueden recordar a las pinturas de mi padre es por dos razones. La primera, porque el período y el lugar donde se desarrolla la historia coinciden con la etapa de juventud de mi padre. La segunda es porque yo soy hijo de mi padre y es inevitable estar influido por nuestros progenitores (Jean Renoir en Entretiens et propos, Cahiers du cinema, 1979)

Gabrielle y Jean (1895, Museo de la Orangerie, París). Mucho tiempo antes de dedicarse al mundo del cine, Jean Renoir sirvió de fuente de inspiración para su padre Pierre-Auguste

En cierto modo, todo el proceso de producción de Partie de campagne, fue un cometido familiar. Jean Renoir, a cargo de la dirección y del guion (adaptando un relato breve del literato naturalista Guy de Maupassant) no solo contó con el reconocimiento a la figura paterna. Su amante Marguerite (con quien nunca llegaría a estar casado, a pesar de que ella adoptara su apellido) se ocupó de la edición mientras que su sobrino Claude asumió el rol de director de fotografía. Asimismo, su hijo Alain ejerció como actor con un pequeño papel al principio del filme.

Partie de campagne nos narra el reencuentro con la naturaleza de una familia parisina que decide pasar un domingo a las orillas del Sena. Con esta simple premisa argumental, Renoir construye una película ciertamente atrevida para la época (llena de alusiones de carácter sexual), de ritmo enérgico, cómica en su inicio y dramática en su final. Los dinámicos movimientos de cámara (baste recordar la magnífica secuencia del columpio) contrastan con el uso acertado del plano fijo para mostrar los sentimientos de los personajes. 

Una ingeniosa escena que evoca al cuadro de 1876 La balançoire, de Pierre-Auguste Renoir

Rodada en la ribera del río Loing (lugar de culto para el impresionismo), cuenta con los cameos de Jean y Marguerite Renoir como posaderos, así como del intelectual Georges Bataille y de Henri Cartier Bresson, a la postre prestigioso fotógrafo de renombre mundial. Precisamente este último ejercería como asistente del director junto a unos todavía inexpertos Luchino Visconti (siete años antes de que se estrenara su ópera prima, Ossessione -Obsesión-) y Jacques Becker (quien dirigiría poco antes de su muerte Le trou -La evasión, 1960-). André Gabriello y Paul Temps (señor Dufour y Anatole, respectivamente) suponen el alivio exageradamente cómico del film, pudiendo ser comparados en su conducta con el célebre duo formado por Oliver Hardy y Stan Laurel (conocidos en España como El gordo y el flaco). Pero quien destaca por su expresiva interpretación es Sylvia Bataille, quien carga convenientemente con las tomas de mayor significación: la ya mencionada del columpio, y el encuentro furtivo con el remero encarnado por Georges D’Arnoux.

Lienzos como La grenouillère (1869), La promenade (1870), Les amoureux (1875), La yole (1875), Les canotiers à Chatou (1879), Portrait d’Alphonsine Fournaise (1879) o Le déjeuner des canotiers (1880), todos ellos de Pierre-Auguste Renoir, cobran vida en Partie de campagne. Lamentablemente, su hijo Jean se vio obligado a dejar inacabada la cinta (problemas metereológicos y de presupuesto le impideron terminar de rodar todo el material previsto en un principio). Tras diez años con el proyecto en punto muerto, el productor Pierre Braunberger pudo distribuir el mediometraje tal y como ha llegado a nuestros días (notas escritas incluidas, pues ayudan a una mejor comprensión). El último tramo, parte fundamental por su fuerte dramatismo, terminó, no obstante, resultando demasiado apresurado y brusco, casi confuso, hecho que no resta valor alguno al trabajo de Renoir. El documental Un tournage à la campagne (1994), editado por Alain Fleischer a partir de fragmentos no utilizados en la versión definitiva de Partie de campagne, resulta un impagable complemento de visión obligada para cualquier cinéfilo al contener escenas eliminadas del rodaje y apuntes del propio Renoir.

Renoir utiliza magníficamente la profundidad de campo como recurso narrativo

FICHA TÉCNICA

Título: Una partida de campo

Título original: Partie de campagne

Año: 1936

Duración: 40 min

Nacionalidad: Francia

Director: Jean Renoir

Guion: Jean Renoir (basado en el cuento de Guy de Maupassant)

Reparto: Sylvia Bataille, Georges Darnoux, Jane Marken, André Gabriello, Jacques Brunius…

Productora: Panthéon Productions

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s